La ansiedad es más bien conocida por ser un trastorno psicológico ocasionado por el exceso de estrés, nervios descontrolados, depresión o cansancio; sin embargo, algo que es definitivo es que si la estructura cerebral falla, el resto del cuerpo lo hace, es así como la ansiedad somatiza diferentes síntomas y sensaciones sobre otras áreas del cuerpo netamente física, tal es el caso del sistema digestivo. La ansiedad en el estómago es bastante recurrente entre personas que sufren de extrema presión laboral, personas con fobias incomprensibles o personas con traumas muy fuertes que usan inconscientemente la ansiedad y estomago como un catalizador para zafarse de alguna situación negativa.

El trastorno de ansiedad y dolor de estómago puede resultar ser bastante molesto, ya que el estómago se vincula con un gran número de otros órganos y por ende si este presenta alguna dificultad, el resto lo hará así. Algunos síntomas de la ansiedad en el estómago tienen que ver con una insoportable sensación de vacío, mareos, náuseas, reflujo o hasta E. Coli.

¿Qué es la Ansiedad en el Estómago?

A estas alturas ya se debe saber que la ansiedad es un estado íntimo de desasosiego que crece gracias a la propia acción de la rumiación psicológica. La rumiación es el estado psicológico en el que una persona se enredada con  sus propios pensamientos en forma de bucle. Ahora bien, la sensación de ansiedad en el estómago es más o menos similar, es decir, el proceso digestivo también queda atrapado en un bucle enredado que origina todo tipo de consecuencias. El malestar de estómago por ansiedad no es otra cosa sino el cuerpo advirtiendo y alarmando que algo va mal a nivel mental que está afectando la bioquímica misma; es por ello que se debe prestar especial atención a la ansiedad en el estómago, porque además de tener molestos síntomas que incapacitan a la persona, representa un paso avanzado hacia las consecuencias crónicas que podrían resultar de la relación entre ansiedad y estómago.

Trastornos Digestivos Por Ansiedad

Si en algo están de acuerdo la mayoría de los científicos es que el poder de la mente sobre el cuerpo es innegable; y si la mente es capaz, por ejemplo, de reducir el dolor en una situación crítica, también es capaz de producir y somatizar hacia el cuerpo diferentes afecciones o malestares, de allí que los trastornos digestivos por ansiedad existan y sean ampliamente recurrentes entre personas de edad laboral.

Ansiedad y Gases

Algunos expertos aseguran que el cerebro habla con el estómago todo el tiempo; esta es una metáfora para explicar que las mismas terminaciones nerviosas presentes en uno, están el otro logrando una comunicación entre órganos. La ansiedad y gases por lo general es un trastorno que viene en compañía de indigestión en combinación de una respiración poco adecuada o exagerada, que en su mayoría son causadas por la misma ansiedad. Esta respiración se extrapola al estómago y luego a los intestinos y producen el malestar.

Ansiedad y Diarrea

El tracto gastrointestinal está formado por muchas terminaciones nerviosas; este, al igual que el cerebro es un órgano que compone el sistema nervioso por lo que el cerebro puede enviar información al estómago y provocar reacciones en el tracto gastrointestinal y viceversa. La ansiedad y diarrea son un típico síntoma de cuando una persona está excesivamente estresada, con muchos nervios o con angustia exagerada; se expresa a través de espasmos que se extienden y hacen que el colon se contraiga, aumentando la velocidad del proceso, produciendo así la diarrea.

Ansiedad y Colon Irritable

Aunque no se ha determinado a ciencia exacta las causas del trastorno de colon irritable, muchos expertos aseguran que el mayor agente catalizador resultaría ser el estrés pues si bien no es el causante exacto, durante el desarrollo del trastorno los nervios y la ansiedad tienden a empeorarlo. La ansiedad y colon irritable se caracterizan por generar dolores y calambres tan extremos que cortan la respiración de la persona.

Reflujo Por Ansiedad

El reflujo por ansiedad se produce por la alteración del ciclo de producción de los neurotransmisores vinculados con el estrés, los nervios y la ansiedad; estos neurotransmisores son cocidos como acetilcolina e histamina que tiene la capacidad de modificar las funciones orgánicas del sistema nervioso central y periférico, produciendo el aumento de la secreción del ácido gástrico y a su vez disminuye la barrera moco defensiva de la masa mucosa gástrica que causa el reflujo.

Eructos y Ansiedad

Los eructos y ansiedad tienen una relación directa. Cuando una persona se siente ansiosa su primer instinto es respirar fuertemente, este hábito en situaciones de nervios es considerado un método para sobrellevar la ansiedad, sin embargo, las grandes cantidades de aire que se llegan a tragar en estas situaciones regresan por el esófago hasta la boca ocasionando el eructo. La ansiedad en el estómago hace que las bocanadas de aire tomadas pasen al sistema digestivo, ampliando el rango de acción de los eructos que pueden ser voluntarios o involuntarios y que generalmente se expiden después de las comidas.

Síntomas de Ansiedad en el Estómago

Entender la mecánica de cómo afecta la ansiedad al estómago puede ser el primer paso para reconocer el trastorno y determinar si esa situación te está afectando lo suficiente como para consultar a un médico. Generalmente las crisis de ansiedad en el estómago empieza con la sensación de tener el estómago revuelto, tras esto puede llegar a sentirse inflamaciones en toda el área abdominal acompañado de palpitaciones en el estómago por ansiedad. Estas palpitaciones suelen estar relacionadas con ligeros golpeteos en las paredes del estómago y significa que el sistema digestivo persigue su espacio de trabajo en vista de estar inflamado.

Los nervios en el estómago por ansiedad vienen acompañados de molestias insoportables, un nudo que te quita el apetito, dolor extremo localizado o generalizado u otros síntomas que pueden resultar más obvios y molestos como la diarrea. La sensación de vacío en el estómago y ansiedad puede ser tan agobiante que puede generar diferentes dolores en varias partes del estómago que desequilibran su proceso natural; el dolor de estómago por ansiedad es psicosomático, es decir, a medida que la ansiedad aumenta, aumenta también el dolor.

Por otro lado, el nudo en el estómago por ansiedad es el principal causante de los desórdenes alimenticios generados por la ansiedad, ya que este reduce el apetito y descontrola todo el programa alimenticio de la persona, esto, acompañado de ansiedad y estomago revuelto dibujan un cuadro clínico severo que ataca principalmente al sistema inmunológico. El sistema nervioso envía información al cerebro y se produce la sensación de cosquilleo en el estómago por ansiedad, este cosquilleo puede parecer inofensivo pero su permanente y constante acción genera que el estómago cerrado por ansiedad.

El hormigueo en estomago por ansiedad es señal principalmente de impaciencia o miedo, generalmente esta sensación viene acompañada por ansiedad y ardor de estómago y suele sentirse previo a una presentación ante un público o ante la defensa de algún argumento. Es muy típico tener estomago hinchado por ansiedad luego de haber sentido otros síntomas como el ardor, la diarrea o los gases, estos síntomas en combinación crean una saturación del musculo interno del órgano y la fricción de las paredes genera la inflamación.

La ansiedad y acidez de estómago son tan incomodas como el resto de los síntomas, y como se explicó previamente tiene su origen en la transferencia de información en el sistema nervioso que libera ciertos neurotransmisores responsables de aumentar la segregación acida en el estómago. La pesadez de estómago por ansiedad es un síntoma que generalmente se siente en las mañanas y muchos expertos lo relacionan con la necesidad de permanecer acostados, seguros y protegidos, por lo que generalmente las personas agorafobias alegan tener esta pesadez.

¿Cómo se manifiesta la ansiedad en el estómago? Empieza con una sensación de hormigueo que pasa a una revoltura anormal; luego de ahí pude llegar sentirse ardor, dolor, pesadez o una combinación de ellas. Así el contenido del estómago ha de ser expulsado de manera irregular por el tracto gastrointestinal o por el esófago.

Es importante saber que síntomas produce la ansiedad para definir el tratamiento más ideal para controlar y eliminar sus efectos; la ansiedad en el estómago no solo desequilibra todos los sistemas del cuerpo, sino que desequilibra el desarrollo cotidiano de la persona.

Tratamiento Para Ansiedad en Estomago

Generalmente para combatir los problemas de estómago por ansiedad, los expertos suministran principalmente ansiolíticos como Buspironas, Benzodiacepinas, Antihistamínicos, que ayuden a combatir la causa psicológica del malestar, esto cuando el origen de la molestia en el estómago por ansiedad es determinada con toda facilidad. Además si la ansiedad en el estómago es de origen psico-depresiva la prescripción de antidepresivos o betabloqueantes son una acertada opción.

Sin embargo, para solucionar concretamente problemas de estómago por ansiedad se debe combinar los fármacos prescritos con una dieta acorde; algunos de los productos que se deben eliminar del cuadro alimenticio son los cítricos, el chocolate y el café. La ansiedad en el estómago y sus principales síntomas deben atacarse de forma localizada con fármacos especialmente para cada síntoma y que no vaya en contradenuncia del tratamiento contra la ansiedad que se está ingiriendo paralelamente. La relación ansiedad y estomago en los desequilibrios del sistema digestivo juega un papel crucial para el desarrollo eficiente de las personas.

Remedios Para la Ansiedad en el Estómago

La ansiedad somatizada en el estómago se ve aumentada cuando no se lleva una buena alimentación o se consumen productos que generan mayor estrés físico al estómago. Si eres de las personas que dicen “siento ansiedad en el estómago” muy a menudo, debes conocer que existen remedios naturales que puedes preparar en casa que además de ser amables con tu cuerpo, te ayudaran a calmar los efectos de la ansiedad en el estómago.

Puedes combatir la combinación de ansiedad en el estómago con bebidas e infusiones relajantes. Muchos problemas de estómago por ansiedad encuentran su solución con un té de manzanilla, pasiflora, melisa, anís, clavo, tila, menta, hipérico o valeriana, que son productos de origen natural de fácil preparación y comprobada efectividad en tratar el trastorno de ansiedad en el estómago. Los remedios naturales preparados en casa son ideales para la ansiedad y estomago porque no generan dependencia física y además se pueden preparar e ingerir en las dosis que se quiera.

Como Quitar la Ansiedad del Estómago

Como quitar la ansiedad en el estómago es una de las dudas más frecuentes que se oyen en los consultorios de especialistas sobre el tema y es un buen atino buscar ayuda especializada sobre como calmar la ansiedad en el estómago pues son los expertos quienes te dirán los pasos y los tratamientos necesarios de como como aliviar la ansiedad en el estómago. Una de los métodos más usados sobre como curar la ansiedad en el estómago es la práctica de la homeopatía, esta técnica alimenticia no solo ayuda a controlar los problemas estomacales sino que muchos de los alimentos que propone tienen un efecto emocionalmente regenerativo ya que estimulan la segregación de endorfinas en el cerebro que lo hacen relajarse.

La relajación y meditación son ítems sumamente importantes en el tratamiento de la ansiedad en el estómago; aprender a controlar la respiración usando el diafragma, evitar situaciones estresantes, poner todo en perspectiva, ver el vaso medio lleno son maneras simples pero efectivas para solucionar los problemas de estómago por ansiedad.